¿Tienes azulejos en tu hogar? ¿Se ensucian a menudo y no sabes cómo limpiarlos? Estás entonces en el lugar y el momento preciso porque en este artículo te contaremos algunos de los mejores trucos caseros para que puedas limpiarlos correctamente.

Los azulejos suelen estar en el baño o en la cocina, aunque a veces en otras partes de la casa también los encontramos y suelen ser lugares que acumulan gran cantidad de suciedad, grasa y otras partículas de polvo. Por ello es que a veces necesitamos hacerle algún tratamiento especial, una limpieza profunda y un fluido mantenimiento para que estén limpios y relucientes.

¿Te animas a probar? Con estos sencillos trucos podrás obtener unos azulejos de lo más limpios y relucientes. Esto mejorará la armonía de tu hogar y su energía también convirtiéndola en un espacio más agradable para habitar.

1- Con vinagre

El vinagre es uno de los ingredientes más comunes de nuestra alacena, lo usamos para nuestras comidas e incluso para limpiar algunas cosas. En este caso el vinagre nos ayudará a limpiar nuestros bonitos azulejos de una manera muy sencilla y rápida. 

¿Qué necesitarás?

  • Vinagre de alcohol
  • Agua tibia
  • Botella pulverizadora o tipo spray
  • Paño de microfibra suave
  • Cepillo de cerdas suaves

¿Qué deberás hacer?

  1. Deberás mezclar 1 cucharada de vinagre con 1 litro de agua tibia 
  2. Colocar la mezcla en una botella pulverizadora o tipo spray
  3. Rociar tus azulejos con la mezcla y luego pasar el paño de microfibra por encima para eliminar la mezcla de allí
  4. Enjuagar con agua tibia si es necesario y dejar secar solo
  5. Si en las juntas sigue acumulada la suciedad, prueba fregar con un cepillo de cerdas suaves

2- Con bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es otro de los ingredientes útiles para lo que es limpieza del hogar que podrá ayudarte a lo grande con la limpieza de tus azulejos. Además si tienes mucha suciedad en la junta de los azulejos es un excelente componente para fregar con un cepillo las mismas.

¿Qué necesitarás?

  • Bicarbonato de sodio
  • Agua
  • Botella pulverizadora o tipo spray
  • Trapo de microfibra

¿Qué deberás hacer?

  1. Deberás mezclar 3 cucharadas de bicarbonato de sodio con 1 litro de agua
  2. Luego deberás colocar esta mezcla en la botella pulverizadora o tipo spray
  3. Ahora sí, deberás pulverizar con la mezcla los azulejos de manera uniforme
  4. Fregar con un trapo de microfibra
  5. Enjuagar con abundante agua
  6. Puedes agregar unas gotas de limón a la mezcla para que la limpieza sea más efectiva, desengrase más profundamente y aporte rico aroma a tus paredes

3- Con agua oxigenada

El agua oxigenada es otro de los elementos que comúnmente tenemos en nuestro botiquín de casa o nuestro baño pues es un producto que utilizamos para la limpieza y curación de heridas, entre otras cosas.

¿Qué necesitarás?

  • Agua oxigenada
  • Agua
  • Botella pulverizadora o tipo spray
  • Paño de microfibra o suave

¿Qué deberás hacer?

  1. Necesitarás mezclar 500 ml de agua con dos cucharadas de agua oxigenada
  2. Luego colocarlo en la botella pulverizadora y aplicarlo en los azulejos que desees limpiar
  3. Una vez pulverizado el sitio, limpiar con el paño de microfibra o paño suave
  4. Enjuagar con abundante agua, de ser posible caliente para eliminar cualquier residuo que quede en la pared
  5. Dejar secar 

Estos trucos te ayudarán a lo grande en la limpieza profunda de tus azulejos y algo que te ayudara también mucho es el mantenimiento de los mismos. Recuerda que el vapor producido por el agua caliente -tanto en el baño por la ducha y en la cocina por las ollas y la cocción- hace que las paredes queden marcadas y que las partículas de polvo se peguen con más facilidad.

Por ello es conveniente mantener la limpieza y hacer alguno de los trucos cada 15 días para evitar que se acumule más suciedad o que se arruinen tus bonitos azulejos. Limpieza y mantenimiento harán que tu casa se vea reluciente e impecable. ¡Manos a la obra!