• El lavavajillas es uno de los electrodomésticos más utilizados.
  • Debido a su frecuente uso, si no se limpia bien, se reducirá su tiempo de vida y provocará mal olor.
  • Por eso será tan importante realizar una limpieza profunda del filtro cada cierto tiempo.

El lavavajillas es una de esas herramientas que nos hace más fácil la vida. Por eso, será muy importante mantenerlo impecable y, sobre todo, limpiar el filtro. Si este no está limpio, en consecuencia todo aquello que queramos lavar en él podrá tener restos de suciedad y, además, emitirá un mal olor bastante desagradable. Para evitarlo, te contamos qué pasos debes seguir para dejar el filtro impoluto

1. Localizar el filtro 

Lo primero que habrá que hacer será localizar el filtro.Lo primero que habrá que hacer será localizar el filtro.DIVINITY.ES

Limpiar bien el filtro hará que el aparato dure más tiempo. Es por eso que será tan recomendable acabar con la suciedad. Lo primero que habrá que hacer será localizar esa pieza en el aparato. Una vez que lo hayas encontrado se tendrá que desenroscar de forma suave, sin dar ningún tirón, ya que podemos romperlo. 

2. Utilizar un cepillo

Después habrá que poner la pieza debajo del grifo, a poder ser en agua fría, para ir eliminando la suciedad superficial. También, nos podremos ayudar de un cepillo o de otro utensilio que hará que acabemos con los restos de comida u otros deshechos.

3. Hacer una mezcla de jabón o vinagre blanco 

Habrá que hacer una mezcla de jabón o con vino blanco.Habrá que hacer una mezcla de jabón o con vino blanco.DIVINITY.ES

Una vez hemos quitado la suciedad más superficial, lo más recomendable será utilizar jabón y vinagre blanco mezclado con agua tibia y sumergir la pieza durante unos veinte minutos.

4. Hacer uso de un producto específico 

En el mercado podrás encontrar productos específicos que servirán para limpiar bien el filtro. De esta forma, se podrá eliminar la cal y la grasa, que es lo que provocará las obstrucciones. Estos vienen en formato líquido y bastará con aplicarlos sobre el filtro con la ayuda de un paño o de una esponja. 

O hacer uso de un producto específico.O hacer uso de un producto específico.DIVINITY.ES

5. Secar bien la pieza

Una vez que hayas utilizado el producto, se tendrá que secar bien la pieza y volver a colocarla en la base girándola hasta que encaje bien. Esta limpieza se deberá hacer, al menos, una vez al mes. De esta forma, el aparato durará más tiempo y no desprenderá un olor desagradable.