Estos son los consejos definitivos para evitar que aparezcan las cucarachas en casa: así podrás acabar con ellas con remedios naturales.

Las cucarachas suelen aparecer en los meses de más calor.

  • La aparición de cucarachas será más habitual con la llegada del calor.
  • Será muy importante actuar desde un primer momento.
  • Para acabar con ellas podremos poner en práctica distintos trucos caseros, como el ajo, el limón o el amoniaco.

Uno de los mayores temores que podemos tener en casa es que aparezcan las temidas cucarachas. Se trata de algo más habitual de lo que nos creemos debido al efecto del calor, la humedad o simplemente al dejar algunos alimentos sin guardar. Sí que es cierto que, al principio, solamente aparece una, pero si la situación no se controla a tiempo, podrá dar lugar a la aparición de una plaga. Por eso, será muy importante que, antes de nada, seas bastante previsor y hagas todo lo posible para prevenir su aparición

Cómo prevenir la aparición de cucarachas

  1. Eliminar las posibles fuentes de alimentos y almacenar la comida en recipientes herméticos.
  2. Quitar bien todos los restos de comida y bebida, así como los restos de comida de mascotas y deshacerse de la basura.
  3. Limpiar bien las latas, las botellas y los plásticos ya usados.
  4. Reducir las principales fuentes de agua y vaciar las papeleras.
  5. Despejar la casa de forma adecuada y reparar todos aquellos huecos por lo que pueden introducirse los bichos

Las cucarachas aparecerán los meses de calor.Las cucarachas aparecerán los meses de calor.DIVINITY.ES

1 Limón 

Para prevenir la aparición de cucarachas existen varios remedios naturales como el limón, que es un desinfectante natural presente en una infinidad de productos de limpieza. ¿Cómo usarlo?

  1. Mezclarlo con un litro de agua.
  2. Sumergir un paño y repasar todas aquellas zonas de la casa que pienses que pueden ser críticas. Es decir, las esquinas y las partes que son más inaccesibles para nosotros.

2 Ajo

Otro antibacteriano muy conocido es el ajo:

  1. Habrá que coger un puñado de ajos y pasarlos por el mortero para formar una especie de pasta
  2. Untar la pasta por aquellos lugares en los que ya hayas notado la presencia de insectos. Lo que harás será repeler a las cucarachas, ya que el ajo provoca un olor desagradable para ellas.

3 Hojas de laurel

Las cucarachas suelen huir del laurel.Las cucarachas suelen huir del laurel.DIVINITY.ES

Las hojas de laurel contienen unas sustancias químicas nocivas para estos insectos. Las cucarachas tenderán a evitarlas y nunca las ingieren. Por eso, si las colocas cerca de sus nidos o escondites conseguirás que se desplacen a otros lugares. Eso sí, las cucarachas serán bastante inteligentes y podrán encontrar unos caminos alternativos para encontrar agua y comida.

4 Lejía

En el caso de que no quieras utilizar remedios naturales, siempre podrás optar por otras alternativas que durarán más en el tiempo. Así, podrás verter lejía en aquellos sitios donde se alojan las cucarachas, como los desagües de la cocina o del baño. Además, no será necesario que la mezcles con agua, podrás echar un chorro del producto y enjuagar bien la zona para que se pueda seguir usando.

5 Amoniaco

Otro producto muy útil será el amoniaco. Habrá que usarlo de la misma forma que con la lejía. Se tendrá que verter un buen chorro en los desagües y dejar actuar durante un tiempo. Eso sí, será importante utilizar unos guantes de látex para no dañar las manos, ya que se trata de una sustancia química agresiva.

6 Ácido bórico

También se podrá utilizar el ácido bórico.También se podrá utilizar el ácido bórico.DIVINITY.ES

Una muy buena opción también será el ácido bórico, aunque será más complicado de hacerse con él. Se trata de un veneno muy potente, nocivo para las cucarachas y para el ser humano. Si decides usarlo deberás avisar a todos los habitantes de la casa para que no lo toquen y los niños pequeños y las mascotas tendrán que mantenerse fuera de su alcance. Aún así, la mejor opción será siempre avisar a una empresa de plagas y que sean ellos mismos, con los productos químicos más adecuados, los que acaben con la plaga.